Belleza oculta

peli-compressor
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Belleza oculta

“La forma en la que ves el mundo, abres tu corazón y te relacionas con la gente después de sufrir una tragedia puede ser preciosa»

(Allan Loeb)

¿Cuál es tu por qué? ¿Por qué te has levantado esta mañana? ¿Por qué has ido a trabajar? Estas preguntas se las hace Howard, un exitoso ejecutivo de publicidad, cuya filosofía de la vida se basa en tres conceptos abstractos: “Amor, tiempo y muerte”. Estos nos conectan a todos los seres humanos del planeta. Deseamos encontrar el amor, deseamos tener más tiempo y tememos a la muerte».

Pero algo cambia, cuando pierde a su hija de seis años, a causa de una enfermedad. Su vida se rompe por completo. Vive un duelo que lo paraliza y aleja de todo -su familia, sus amigos, su trabajo, la ilusión por vivir-, cayendo en una honda depresión. Es aquí cuando surgen otras preguntas más profundas: ¿Por qué sufren los seres humanos? ¿Por qué mueren las personas a las que amamos? ¿Por qué ayudamos a los demás? Preguntas, a veces, sin respuesta o con una respuesta que no nos agrada.

A sus amigos les duele verle así y organizan un plan poco convencional para hacerle reaccionar, afrontar su sufrimiento y “salvarse” el mismo y su empresa.

La película, cinematográficamente, generó mucha expectación, los actores están fantásticos en su papel, sin embargo, las críticas fueron muy duras, calificándola de dulcificada, falta de naturalidad y de profundidad. La película nos muestra una alegoría de la vida, donde se resaltan los principales temores a los que nos enfrentamos y que nos acercan a una realidad muy común en nuestros días: la depresión.

La película nos enseña que…

  • La muerte forma parte de nuestra vida, no importa quién seas, cuánto tengas, al final, todos vamos a morir.
  • El ser humano reacciona de forma diferente ante la pérdida de un ser querido y la sobrelleva de manera desigual, pero para todos es un viaje emocional y espiritual profundamente personal.
  • Con la pérdida caemos en la cuenta de que no tenemos la vida solucionada y bajo control, se esfuman todas nuestras tonterías y descubres lo importante.
  • Ayudar a otra persona, nos ayuda a superar nuestras propias pérdidas. “Lo que recibes es lo que das” (Beatles).
  • Si queremos curarnos, debemos enfrentar nuestras verdades y heridas con valentía, fortaleza y paciencia. No podemos racionalizar todo y, en muchas ocasiones, la solución a nuestros problemas no es la que creemos o necesitamos, debemos buscar otras opciones. El ser humano tiene una capacidad infinita de curación.
  • “No importa lo difíciles que sean tus circunstancias, siempre está pasando algo especial enfrente de ti. Solo tienes que buscarlo para poder verlo”. Necesitamos descubrir “las bellezas ocultas” que se nos presentan cada día, que son únicas y nunca más volverán y son la razón por las que seguimos adelante.
  • En los momentos de dolor y sufrimiento renunciar al amor no es una opción. En el amor no todo es bonito; también forma parte de él ese dolor inconcebible que sientes cuando te arrancan algo. Todas nuestras experiencias vitales positivas o negativas tienen que ver con el amor. El amor es esa fuerza que está presente en todo lo que nos rodea, incluso en el dolor; esta es la belleza colateral que se nos invita a buscar.

Reflexión…

  1. Una primera impresión de la película. Una palabra.
  2. ¿Recuerda alguna experiencia vital especialmente significativa? ¿Cómo te ha marcado?
  3. Comenta el discurso motivacional de Howard: “Hay tres cosas que conectan a todos los seres humanos: amor, tiempo y muerte; “anhelamos amor, deseamos tener más tiempo y tememos a la muerte”.
  4. En nuestra realidad social ¿Qué bellezas colaterales encuentras?

Comparte este post con tus amigos

Share on facebook
Share on pinterest
Share on twitter