Error en la base de datos de WordPress: [Table 'wp_8tamd.wp_ppress_meta_data' doesn't exist]
SELECT * FROM wp_ppress_meta_data WHERE meta_key = 'content_restrict_data'

BUSCANDO: claves para ser feliz VII - por Esther Lucía Awad Aubad - Acompasando

Error en la base de datos de WordPress: [Table 'wp_8tamd.wp_ppress_meta_data' doesn't exist]
SELECT * FROM wp_ppress_meta_data WHERE meta_key = 'content_restrict_data'

A menudo es bueno pararse y «acompasarse» antes de iniciar el vuelo. Acompasando se toma un tiempo para, en «un poquito»… volar aún más alto.
Gracias por confiar.

BUSCANDO: claves para ser feliz VII – por Esther Lucía Awad Aubad

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Error en la base de datos de WordPress: [Table 'wp_8tamd.wp_ppress_meta_data' doesn't exist]
SELECT * FROM wp_ppress_meta_data WHERE meta_key = 'content_restrict_data'

séptima clave: ROMPE LAS NORMAS… ¡CON NORMATIVIDAD!

.

Si has venido siguiendo el proceso desde la primera clave y has ido haciendo las diferentes propuestas planteadas para adquirir nuevos hábitos que te ayuden a ser más feliz, es probable que en este momento sientas un poco de confusión, porque has ido constatando que quizá, esto de elegir y construir tu propia felicidad, en ocasiones va en contra o en disonancia con las “reglas” y las “normas” establecidas y que,   a pesar de no están escritas en ninguna parte, ni existir una sanción explícita para quien no las cumpla, sentimos en nuestro fuero interno –generalmente alimentada por la irracionalidad del pensamiento- que hay que respetarlas y asumirlas, aunque se nos vaya una buena parte de la vida en ello. Y con esta reflexión, no quiero sonar como esa tienda que nos habla de la “república independiente de tu casa”, ni ese banco que nos ofrece no cobrarnos comisiones porque ya estamos muy condicionados a hacer muchas cosas porque así está establecido.

.

Mi invitación de hoy es a que corramos el riesgo de romper con esas comportamientos y respuestas estereotipadas que nos restan libertad y sobre todo, que no nos dejan ser lo que somos por estar intentando ser lo que los demás esperan que seamos (y aquí, comparto una convicción profunda que tengo: la gran mayoría de las veces, eso que pensamos que están esperando de nosotros, no responde a la realidad pues es una invención de nuestra imaginación, que damos por cierta!).  ¡Cuántas veces nos topamos con nuestra propia incoherencia haciendo lo contrario a lo que realmente sentimos, deseamos o decimos!.  ¡Cuánto bien nos haría liberar nuestro comportamiento del yugo paralizante y esclavizador del “¿qué dirán?, ¿qué irán a pensar?, seguro que van a decir, qué vergüenza…!

.

Romper las normas con normatividad nos ayuda a desarrollar el sentido del humor para aprender a desdramatizar y atrevernos a reír a carcajadas aunque no esté del todo bien visto; nos hace sentirnos libres y hacer lo que nos gusta –¡sin ser irresponsables con nuestras obligaciones ni agredir los derechos de la otras persona, por supuesto!-; nos da fuerza para correr el riesgo de ser incluso “mal vistos”, para permitirnos dejar de contar constantemente calorías e incluso, de cuando en cuando, comer algo que quizá no sea lo más sano, para ir sin tacones aunque sea menos elegante y bastante más cómodo; nos libera del miedo para decir “me equivoqué” y encontrar en ello el lado divertido…  Romper las normas con normatividad hace que no me tome a mí misma, ni las cosas, ni las circunstancias demasiado en serio… y precisamente por eso, tomarme muy en serio, el camino de la felicidad!

.

Seguramente conoces personas que rompen con normas que creemos establecidas y constatas que son personas atrayentes, agradables, queridas, aceptadas, valoradas… ¿Su secreto? La autenticidad personal que les impulsa a ser en cada momento lo que son, aunque esto a veces resulte disonante con los esquemas sociales preestablecidos. Hoy mes despido, con un pensamiento de Mahatma Gandhi que expresa con mucha sencillez y precisión lo he querido compartir “Felicidad es cuando lo que piensas, lo que dices y lo que haces, está en armonía”.

.

En los próximos 21 días y otros pocos más…

.

  • Escribe una lista de 10 cosas que haces porque hay que hacerlas” o “cómo no voy a hacerlas” o crees que “están esperando que las haga”, es decir, 10 cosas que haces o no haces, para responder a la norma implícita y que te gustaría dejar de hacerlo. Elije alguna de ella para “saltártela” y presta mucha atención a cómo te sientes y lo que pasa a tu alrededor… ¡Te sorprenderás!

.
.

EstherLucía Awad Aubad