Error en la base de datos de WordPress: [Table 'wp_8tamd.wp_ppress_meta_data' doesn't exist]
SELECT * FROM wp_ppress_meta_data WHERE meta_key = 'content_restrict_data'

Derroche Vs Tacañería - Acompasando

Error en la base de datos de WordPress: [Table 'wp_8tamd.wp_ppress_meta_data' doesn't exist]
SELECT * FROM wp_ppress_meta_data WHERE meta_key = 'content_restrict_data'

A menudo es bueno pararse y «acompasarse» antes de iniciar el vuelo. Acompasando se toma un tiempo para, en «un poquito»… volar aún más alto.
Gracias por confiar.

LOGO-LECTURAS
Seis días antes de la Pascua, fue Jesús a Betania, donde vivía Lázaro, a quien había resucitado de entre los muertos. Allí le ofrecieron una cena: Marta servía y Lázaro era uno de los que estaban con él en la mesa. María tomó una libra de perfume de nardo, auténtico y costoso, le ungió a Jesús los pies y se los enjugó con su cabellera. Y la casa se llenó de la fragancia del perfume. Judas Iscariote, uno de sus discípulos, el que lo iba a entregar, dice: ¿Por qué no se ha vendido este perfume por trescientos denarios para dárselos a los pobres? (Esto lo dijo no porque le importasen los pobres, sino porque era un ladrón; y como tenía la bolsa llevaba lo que iban echando) Entonces Jesús dijo: Déjala: lo tenía guardado para el día de mi sepultura; porque a los pobres los tenéis con vosotros, pero a mí no siempre me tenéis. Una muchedumbre de judíos se enteró de que estaba allí y fueron no sólo por Jesús, sino también para ver a Lázaro, al que había resucitado de entre los muertos. Los sumos sacerdotes decidieron matar también a Lázaro, porque muchos judíos, por su causa, se les iban y creían en Jesús.

Juan 12, 1-11

Error en la base de datos de WordPress: [Table 'wp_8tamd.wp_ppress_meta_data' doesn't exist]
SELECT * FROM wp_ppress_meta_data WHERE meta_key = 'content_restrict_data'

Estamos en Betania, lugar acogedor para Jesús, que contrasta con el ambiente frío y peligroso que se respira ya en Jerusalén. Aquí, en Betania, Jesús se deja mimar y cuidar, ante la que se avecina. En este Evangelio lo llena todo el gesto de derroche de María, un gesto de amor hacia Jesús. Dice el texto que tenía guardado para Jesús este perfume costoso… No fue un arrebato momentáneo, le venía queriendo desde tiempo atrás. La amistad no se improvisa, los cuidados tampoco. 

Contrasta esta actitud con la mezquindad y tacañería de Judas, que conlleva el reproche de Jesús, como diciéndole: Judas, no entiendes nada de lo mío. Lo mío es dar vida, y vida en abundancia.

Nos haría bien intentar sin ninguna vergüenza expresar lo que sentimos hacia Jesús, ese que se dispone a entregar la vida por ti y por mí. Quiero probar a ser generosa y cariñosa con Él. También suelo probar a menudo la tacañería en mi entrega. Sé el poso que deja una actitud y la otra… y quiero seguir intentando aprender a ser feliz al modo de Jesús. Este tiempo especial que estamos viviendo nos brinda una ocasión magnífica para el derroche de generosidad, como vemos que están haciendo tantos colectivos y personas… ¿Vas a ser tú menos?

¿En qué puedes ser generosa hoy?  procuremos bajar a lo concreto…

Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on twitter
Twitter