Error en la base de datos de WordPress: [Table 'wp_8tamd.wp_ppress_meta_data' doesn't exist]
SELECT * FROM wp_ppress_meta_data WHERE meta_key = 'content_restrict_data'

Expandir la mirada - Acompasando

Error en la base de datos de WordPress: [Table 'wp_8tamd.wp_ppress_meta_data' doesn't exist]
SELECT * FROM wp_ppress_meta_data WHERE meta_key = 'content_restrict_data'

A menudo es bueno pararse y «acompasarse» antes de iniciar el vuelo. Acompasando se toma un tiempo para, en «un poquito»… volar aún más alto.
Gracias por confiar.

LOGO-LECTURAS
En aquel tiempo, Jesús salió y se retiró al país de Tiro y Sidón. Entonces una mujer cananea, saliendo de uno de aquellos lugares, se puso a gritarle: "Ten compasión de mí, Señor, Hijo de David. Mi hija tiene un demonio muy malo". Él no le respondió nada. Entonces los discípulos se le acercaron a decirle: "Atiéndela, que viene detrás gritando". Él les contestó: "Sólo me han enviado a las ovejas descarriadas de Israel". Ella los alcanzó y se postró ante él, y le pidió de rodillas: "Señor, socórreme". El le contestó: "No está bien echar a los perros el pan de los hijos". Pero ella repuso: "Tienes razón, Señor, pero también los perros se comen las migajas que caen de la mesa de los amos". Jesús le respondió: "Mujer, ¡qué grande es tu fe!; que se cumpla lo que deseas". En aquel momento quedó curada su hija.

Mateo 15, 21-28

Error en la base de datos de WordPress: [Table 'wp_8tamd.wp_ppress_meta_data' doesn't exist]
SELECT * FROM wp_ppress_meta_data WHERE meta_key = 'content_restrict_data'

Cuánta gente en tu vida te ha ayudado a expandir la mirada, ¡Si se lo preguntásemos hoy a Jesús, seguro diría que esta mujer cananea! La insistencia de la mujer tiene raíz en el amor hacia su hija, en el deseo de verla sanada y libre de su mal. Por esa razón no se da por vencida a pesar de las negativas de Jesús. Y en ese cruce de palabras, Jesús descubre la fe ejemplar de esta madre. ¡Pero ojo! La actitud de Jesús es de sorpresa, como quien está aprendiendo algo nuevo.

Jesús dejó que ella expandiera su mirada y los límites de su Buena Noticia. Si bien es cierto que ella le enseña algo nuevo, Él también hace espacio para acoger esa novedad. Permitamos durante este día dejarnos enseñar y expandir la mirada.  Borremos algunos de nuestros límites imaginarios que hemos creado, y dejémonos enseñar por los pequeños, por los que caminan a nuestro lado, por los que incluso consideramos “no son de los nuestros”. Quizá también nosotros quedemos tan sorprendidos como Jesús. 

Cecilia Rivero Borell “Esta voz es nuestra”

https://www.youtube.com/watch?v=50kspnR3kp4&list=PL8tBE1PmSqmlhx_xCnLsm-TY2UM1nbf88&index=44

Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on twitter
Twitter