No quiero ser sacerdote

Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on twitter
Twitter

Otras entradas...

¡Ve más allá!

Reflexiones estáticas 2 Aquí me tienes de nuevo, subida a esta bicicleta estática que me conduce a ninguna parte fuera de mí,