5ª semana de Cuaresma

SONRÍE Y NO DES POR PERDIDO A NADIE.

 

.

Sí, sí, a nadie. No hay persona en el mundo sin remedio, sin posibilidad, sin futuro. ¡Nadie! … Qué fácilmente juzgamos, qué fácilmente opinamos, criticamos, acusamos… ¿Acaso el juicio y la condena no es una de las formas más terribles de dar por perdido a alguien? Y más aún cuando la condena es gratuita, sin “juicio justo”, sin escuchar, sin intención de salvar nada ni nadie.

.

Este domingo nos recuerda lo importante que es ir por la vida sin tirar piedras a nadie. Una vez que has “dado”, podrás pedir perdón en el mejor de los casos, pero  qué difícil es que esa persona se rehaga y restituya su nombre, su dignidad, su confianza… No tiremos piedras. Demos oportunidades. ¡Escuchemos! Más aún: no sólo no demos por perdido sino que busquemos cómo buscaba el padre al hijo pródigo, el buen pastor a su oveja o la mujer su moneda preciosa. A cada uno de nosotros Jesús nos dice claramente que no nos condena. Hagamos lo mismo. Practiquemos este sano deporte de evitar el juicio fácil, por adelantado. No demos por perdida a ninguna persona. Nunca.

.

.

<<VOLVER a CUARESMA COMPLETA>>