A menudo es bueno pararse y «acompasarse» antes de iniciar el vuelo. Acompasando se toma un tiempo para, en «un poquito»… volar aún más alto.
Gracias por confiar.

Tag: biblia

Inmaculada

Porque no hay oscuridad que no pueda ser iluminada, ni abismo que pueda convertirse en camino. Su cuerda está tendida…  todo empieza por tu «hágase».

Leer más »

Rutinas que dan vida

Cuando se está cerca de niños pequeños, comprobamos la importancia que tiene para su desarrollo establecer una serie de rutinas que organizan su vida. Nosotros,

Leer más »