TERCERA CANDELA · JANUKÁ (III)

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Tercera Candela 

Los sabios se preguntaron acerca de las razones por las cuales el libro de Bereshit formaba parte de la Torá, si las mitzvot (mandamientos) empiezan a ser enumeradas a partir del libro de Shemot (Éxodo).  

Entre las múltiples respuestas quisiera destacar una de ellas, que sostiene que el libro de Génesis describe un marco general de las relaciones entre Dios y los seres humanos y entre ellos. En ese marco general se desarrollarán múltiples vías, una de las cuales corresponde al camino judío que no es unitario, sino que está lleno de matices en la búsqueda de la conexión con lo divino. Por tanto, todo en Bereshit es relacional. En Bereshit sólo hay situaciones, sólo hay preguntas. 

Dios pregunta al ser humano (Adam): Ayeka? (Gen 3:9). Es decir: ¿Donde estás?
Esa es la pregunta fundamental. Todo Bereshit son respuestas. Sólo cuando tomamos conciencia de que TODO está en relación,  de que no somos el centro del Universo aunque juguemos un papel en el mismo, sólo con esa humildad podemos proceder a encender la CUARTA CANDELA. 

Todo aquel que tenga estas tres cosas: ojo generoso, espíritu humilde y deseo modesto, pertenece a los discípulos de nuestro patriarca Abraham (Pirké Avot 5:22).